Fausto en la mañana de Pascua

 

Fausto en la mañana de Pascua (Faust am Ostermorgen) de Johann Peter Krafft. La pintura recrea la escena en que Fausto ya nada tiene que aprender ni ver sobre la tierra, y ya no quiere vivir más en el limitado círculo de los deseos humanos. Fausto sostiene una copa con veneno en la mano, su pensamiento es quitarse la vida, pero las campanas y los cantos de Pascua le hacen caer la copa de las manos.

 

FAUSTO. […] He aquí un licor que debo beber piadosamente; te llena de sus negras olas; yo lo he escogido, será mi última bebida; la consagro con toda mi alma, como libación solemne, a la aurora de un día más bello.

 

(Lleva la copa a su boca. Suenan campanas y cantos de coros.)

 

CORO DE ÁNGELES. ¡Cristo ha resucitado! Regocíjese el mortal que se consume aquí abajo en los lazos del vicio y de la iniquidad.

 

FAUSTO. ¿Qué murmullos sordos, qué sonidos retumbantes arrancan poderosamente de mis turbados labios esta copa? Ese zumbido de las campanas, ¿anuncia ya la primera hora de los días de la Pascua? Esos coros divinos, ¿entonarán los cantos de consuelo, que desde la noche de la tumba, repetidos por los labios de los ángeles, fueron la primera prenda de una alianza nueva?
— W. Goethe, Fausto y El Segundo Fausto. Traducción de L. Aquarone, 1893.

 

Es la mañana de Pascua y las calles se llenan de gente disfrutando de la alegría de la fiesta. Fausto olvida su tristeza y se deja contagiar por la alegría, que expresa con un grito: «¡Aquí soy humano, aquí puedo serlo!»

 

En la mañana de Pascua, Fausto da un paseo frente a la puerta de la ciudad. Más tarde, con la vista del sol poniente, llega al autoconocimiento y expresa su dilema o conflicto:

 

FAUSTO. […] Dos almas ¡ay de mí! se dividen mi seno, y cada una quiere separarse de la otra: la una encendida en amor se apega al mundo por medio de los órganos del cuerpo; un movimiento sobrenatural arrastra a la otra lejos de las tinieblas, hacia las altas moradas de nuestros abuelos.
— W. Goethe, Fausto y El Segundo Fausto. Traducción de L. Aquarone, 1893.

 

Artista:
Johann Peter Krafft. 1780 – 1856
Fecha:
1854-1856
Date: