empatía

 

En su forma más simple la empatía es sentir con alguien, en principio se trata de la conciencia de los sentimientos y emociones de otras personas, como si lo sintiéramos nosotros mismos.

 

Sinónimos

 

La palabra empatía es una palabra poderosa que no posee sinónimos, sino más bien palabras que son características de ella misma y que la definen: sensibilidad, instinto, afinidad, compasión, participación, comprensión, delicadeza.

 

Etimología

 

La palabra empatía viene del griego empátheia, que significa pasión, sentir dentro.

 

Definición

 

Según el Diccionario de la Real Academia Española, la empatía se refiere al sentimiento de identificación con algo o alguien, así como a la capacidad de identificarse con alguien y compartir sus sentimientos.

 

Introducción

 

La empatía es la capacidad de compartir y comprender los sentimientos de los demás, preocuparnos por el bienestar de los demás y actuar con compasión. No obstante, hay tres formas de ver la empatía.

 

La primera es la empatía afectiva, la capacidad de sentir o compartir las emociones de los demás, en un sentido visceral.

 

Luego encontramos la empatía cognitiva, la capacidad de comprender las emociones de los demás. Así, podemos comprender lo que otra persona está sintiendo, pero no lo sentimos necesariamente en un sentido visceral.

 

Por último, la regulación emocional. Aquí hablamos de la capacidad de regular las propias emociones.

 

Descripción

 

La empatía es el interés, la voluntad y la capacidad de reconocer, comprender y simpatizar con las actitudes de otras personas, sus pensamientos, emociones, intenciones y rasgos de personalidad.

 

Ser empáticos implica la capacidad para percibir los sentimientos de los demás, pero también implica reconocer las propias emociones. Básicamente, es ponerse en los zapatos de otra persona, compartir y comprender lo que otra persona siente, y preocuparse por su bienestar.

 

Es un elemento clave de la inteligencia emocional porque nos permite, como individuos, entender lo que otros están experimentando y sintonizar emocionalmente con los demás.

 

La empatía implica la autoconciencia, así como la distinción entre uno mismo y el otro.

 

Daniel Goleman, en su libro Inteligencia emocional, explica que la empatía se trata de definir, comprender y reaccionar a las inquietudes y necesidades subyacentes a las respuestas y reacciones emocionales de los demás.

 

Ahora, según Goleman, debemos conocernos a nosotros mismos, porque si somos capaces de percibir nuestros sentimientos, también seremos capaces de percibir los sentimientos ajenos.

 

La conciencia de uno mismo es la facultad sobre la que se erige la empatía, puesto que, cuanto más abiertos nos hallemos a nuestras propias emociones, mayor será nuestra destreza en la comprensión de los sentimientos de los demás.
― Daniel Goleman, Inteligencia emocional

 

Las raíces de la empatía se encuentran en nuestra infancia temprana, y su desarrollo está directamente relacionado con la educación que recibimos de nuestros padres.

 

Siguiendo a Goleman, cuando los padres no pueden mostrar empatía hacia las emociones de sus hijos, como la risa o el llanto, los niños no podrán expresar ni sentir esas emociones. Las emociones se desvanecen y no forman parte de sus relaciones íntimas. En consecuencia, el precio que se paga por la falta de sintonía emocional entre padres e hijos es alto.

 

Los niños se muestran más empáticos cuando su educación incluye, por ejemplo, la toma de conciencia del daño que su conducta puede causar a otras personas (decirles, por ejemplo, «mira qué triste la has puesto», en lugar de «eso ha sido una travesura»).
― Daniel Goleman, Inteligencia emocional

 

La empatía se asocia con el comportamiento social

 

Hay muchas investigaciones que muestran que una mayor empatía conduce a un comportamiento más solidario.

 

Asimismo, la empatía es fundamental para nuestras vidas, ya que nos ayuda a llevarnos bien, trabajar de manera más eficaz y prosperar como sociedad.

 

Si no tenemos empatía, no importa lo inteligente que seamos, no llegamos muy lejos. Porque somos seres sociales, y la empatía nos ayuda a comprender cómo se sienten los demás, para que podamos responder adecuadamente a las diferentes situaciones.

 

Una vez que se activa la empatía, la acción compasiva es la respuesta más lógica.

 

Citas

 

Crees que tu dolor y tu angustia no tienen precedentes en la historia del mundo, pero luego lees. Fueron los libros los que me enseñaron que las cosas que más me atormentaban eran las mismas cosas que me conectaban con todas las personas que estaban vivas, que alguna vez estuvieron vivas.
― James Baldwin

 

No le pregunto al herido cómo se siente, yo mismo me convierto en el herido.
― Walt Whitman

 

El elogio más grande que me han pagado jamás es cuando me preguntaron qué pensaba y se atendió a mi respuesta.
― Henry David Thoreau

 

Las personas más hermosas que hemos conocido son aquellas que han conocido la derrota, conocido el sufrimiento, conocido la lucha, conocido la pérdida, y han encontrado la salida de las profundidades. Estas personas tienen un aprecio, una sensibilidad y una comprensión de la vida que las llena de compasión, gentileza y una profunda preocupación amorosa. Las personas hermosas no ocurren por casualidad.
― Elisabeth Kübler-Ross

 

Llamo religioso al que entiende el sufrimiento de otros.
― Mahatma Gandhi

 

A veces, todo lo que una persona quiere es un oído empático; todo lo que necesita es hablarlo. Ofrecer un oído atento y un corazón comprensivo por su sufrimiento puede ser un gran consuelo.
― Roy T. Bennett

 

Reducir una brecha económica es imposible sin reducir también la brecha en empatía.
― Daniel Goleman

 

Con demasiada frecuencia subestimamos el poder de un toque, una sonrisa, una palabra amable, un oído atento, un cumplido honesto o el más pequeño acto de cariño, todos los cuales tienen el potencial de cambiar una vida.
― Leo Buscaglia

 

Siempre que esté a punto de encontrar una falta en alguien, hágase la siguiente pregunta: ¿Qué falta mía se parece más a la que estoy a punto de criticar?
― Marco Aurelio

 

Algunas personas piensan que solo cuenta el intelecto: saber resolver problemas, saber salir adelante, saber identificar una ventaja y aprovecharla. Pero las funciones del intelecto son insuficientes sin coraje, amor, amistad, compasión y empatía.
― Dean Koontz

 

Licenciada en filosofía, ética y valores humanos.

El espacio ideal para aprender a navegar a través de la complejidad y la incertidumbre de los desafíos éticos.